Legislación del día: Resolución 4/2014 (ENRE)

CLegislación del día: Resolución 4/2014 (ENRE)RESOLUCION 4/2014

ENTE NACIONAL REGULADOR DE LA ELECTRICIDAD (E.N.R.E.),

VISTO: El Expediente ENRE N° 15.852/2004, las Resoluciones SE N° 745/2005, N° 1.063/2005, N° 942/2006, N° 797/2008, N° 1.170/2008, N° 45/2010, las Resoluciones ENRE N° 355/2005, N° 479/2005, N° 537/2005, N° 602/2005 y
CONSIDERANDO: Que con fecha 10 de mayo de 2005, la Resolución SE N° 745/2005 en su ANEXO I aprobó un nuevo PROGRAMA DE USO RACIONAL DE LA ENERGIA ELECTRICA (en adelante “Versión 2005 del PUREE”), sustituyendo así el normado mediante Resolución SE N° 552/2004, (en adelante “Versión 2004 del PUREE”).
Que por su parte, el Artículo 14 del ANEXO I de la Resolución SE N° 745/2005 estableció que el ENTE NACIONAL REGULADOR DE LA ELECTRICIDAD (en adelante ENRE) es quien dispondrá todas las medidas complementarias que sea menester adoptar para contribuir a la mejor aplicación de este Programa, modulando el tratamiento y plazos de presentación de la información requerida; aceptando la acreditación de la misma en carácter de declaración jurada; realizando de forma periódica, por sí o por terceros, las auditorías necesarias para verificar la exactitud, integridad y consistencia de los datos contenidos en las declaraciones juradas y la correspondencia entre lo previsto y lo ejecutado; decidiendo los procedimientos a seguir en la Resolución de situaciones de carácter excepcional y toda otra medida que considere pertinente.
Que, en virtud de lo establecido en la Resolución ENRE N° 479/2005 y su modificatoria la Resolución ENRE N° 537/2005, las empresas Distribuidoras de jurisdicción nacional presentaron ante este Ente la información referida a los ahorros de energía eléctrica (en kWh) y los consumos en exceso (en pesos) al objetivo de ahorro del DIEZ POR CIENTO (10%) estipulado por la SE, correspondientes a los ciclos de facturación con fechas de cierre entre los días 10/10/2013 y el 9/11/2013, de los usuarios de las diferentes categorías tarifarias ubicados en las respectivas áreas de concesión.
Que “EDESUR S.A.”, mediante Nota de Entrada N° 206.287 informó que los ahorros de los usuarios residenciales de su área de concesión correspondientes a los ciclos de facturación con fechas de cierre entre los días 10/10/2013 y el 9/11/2013 ascendieron a SESENTA Y CINCO MILLONES TRESCIENTOS NOVENTA Y NUEVE MIL SETECIENTOS CUARENTA Y OCHO KILOVATIOS HORA (65.399.748 kWh) en tanto el consumo en exceso de la pauta del DIEZ POR CIENTO (10%) en esta categoría para los usuarios con consumos bimestrales menores a MIL KILOVATIOS HORA (1000 kWh) ascendió a NOVENTA Y UN MILLONES TRESCIENTOS SESENTA Y OCHO MIL CATORCE KILOVATIOS HORA (91.368.014 kWh) lo que implicó la aplicación de cargos por excesos con primer vencimiento en el período considerado por PESOS CUATRO MILLONES SETECIENTOS SESENTA MIL QUINIENTOS NOVENTA Y CUATRO CON 35/100 ($ 4.760.594,35) como así también ajustes por diversos conceptos relacionados con la facturación por PESOS VEINTICINCO MIL DIECISEIS CON 32/100 ($ 25.016,32); en el caso de la categoría T2 los ahorros alcanzaron los VEINTIUN MILLONES CUATROCIENTOS VEINTIOCHO MIL TRESCIENTOS SESENTA Y CINCO KILOVATIOS HORA (21.428.365 kWh) en tanto el consumo en exceso fue de VEINTICUATRO MILLONES OCHOCIENTOS CUARENTA MIL OCHOCIENTOS TREINTA Y NUEVE KILOVATIOS HORA (24.840.839 kWh) lo que implicó cargos en exceso con primer vencimiento en el período considerado por PESOS CUATRO MILLONES CUATROCIENTOS SETENTA Y TRES MIL QUINIENTOS DIECISEIS CON 48/100 ($ 4.473.516,48) y ajustes por PESOS CINCO MILLONES SETECIENTOS OCHENTA Y NUEVE MIL CUATROCIENTOS VEINTICUATRO CON 62/100 ($ 5.789.424,62); los usuarios T3 BT ahorraron DIECISIETE MILLONES OCHOCIENTOS VEINTISIETE MIL TRESCIENTOS OCHENTA KILOVATIOS HORA (17.827.380 kWh), consumieron en exceso TREINTA Y CUATRO MILLONES QUINIENTOS TREINTA MIL SEISCIENTOS OCHENTA Y OCHO KILOVATIOS HORA (34.530.688 kWh) y se les aplicó cargos en exceso por PESOS CUATRO MILLONES SEISCIENTOS CATORCE MIL DOSCIENTOS CINCUENTA Y UNO CON 1/100 ($ 4.614.251,01) y ajustes por PESOS DOS MILLONES QUINIENTOS CUARENTA Y CINCO MIL SEISCIENTOS SETENTA Y CUATRO CON 80/100 ($ 2.545.674,80); los T3 MT ahorraron DIECINUEVE MILLONES CINCO MIL CINCUENTA Y CUATRO KILOVATIOS HORA (19.005.054 kWh), consumieron en exceso VEINTICUATRO MILLONES TRESCIENTOS CINCUENTA Y SIETE MIL CIENTO NOVENTA KILOVATIOS HORA (24.357.190 kWh) y afrontaron cargos en exceso por PESOS TRES MILLONES QUINIENTOS DOS MIL DOSCIENTOS TREINTA Y DOS CON 36/100 ($ 3.502.232,36) como así también ajustes por valor de PESOS SEISCIENTOS DOCE MIL TRESCIENTOS VEINTINUEVE CON 26/100 ($ 612.329,26); en el caso de los usuarios de peaje, en T2 no se registraron ahorros, los consumos en exceso fueron VEINTICUATRO MIL CIENTO VENTICINCO KILOVATIOS HORA (24.125 kWh), los cargos adicionales con fecha de primer vencimiento anterior al 9/11/2013 ascendieron a PESOS OCHO MIL CUARENTA Y OCHO CON 61/100 ($ 8.048,61) y los ajustes por PESOS DOS MIL ($ 2.000,00); en BT los ahorros alcanzaron CUATROCIENTOS DIECISEIS MIL SEISCIENTOS CINCUENTA Y UNO KILOVATIOS HORA (416.651 kWh), los consumos en exceso UN MILLON TRESCIENTOS DIECISIETE MIL NOVECIENTOS VEINTINUEVE KILOVATIOS HORA (1.317.929 kWh), los cargos adicionales con fecha de primer vencimiento anterior al 9/11/2013 ascendieron a PESOS DOSCIENTOS OCHENTA MIL SETECIENTOS Y OCHENTA Y OCHO CON 31/100 ($ 280.788,31), mientras los ajustes ascendieron a PESOS CINCUENTA Y DOS MIL SEISCIENTOS SESENTA Y UNO CON 24/100 ($ 52.661,24); en el caso del peaje en MT los ahorros fueron de TRES MILLONES SEISCIENTOS SEIS MIL CUATROCIENTOS CUARENTA Y SIETE KILOVATIOS HORA (3.606.447 kWh), los consumos en exceso DIECINUEVE MILLONES QUINIENTOS CINCUENTA Y UN MIL SEISCIENTOS CUARENTA Y UNO KILOVATIOS HORA (19.551.641 kWh), los cargos abonados de PESOS TRES MILLONES SEISCIENTOS TRECE MIL DOSCIENTOS NUEVE CON 15/100 ($ 3.613.209,15) y los ajustes ascendieron a PESOS CIENTO VEINTIDOS MIL ($ 122.000).
Que a su vez, “EDENOR S.A.” por medio de la Nota de Entrada N° 206.637 informó que los ahorros de los usuarios residenciales de su área de concesión correspondientes a los ciclos de facturación con fechas de cierre entre los días 10/10/2013 y el 9/11/2013 ascendieron a OCHENTA Y CUATRO MILLONES DOSCIENTOS OCHENTA Y CINCO MIL QUINIENTOS CINCUENTA Y CINCO KILOVATIOS HORA (84.285.555 kWh) en tanto el consumo en exceso de la pauta del DIEZ POR CIENTO (10%) en esta categoría para los usuarios con consumos bimestrales menores a MIL KILOVATIOS HORA (1.000 kWh) ascendió a CIENTO CINCO MILLONES CUATROCIENTOS CUATRO MIL NOVECIENTOS SETENTA Y NUEVE KILOVATIOS HORA (105.404.979 kWh) lo que implicó la aplicación de cargos por excesos por PESOS SEIS MILLONES CIENTO DIECIOCHO MIL SEISCIENTOS CINCUENTA Y TRES CON 53/100 ($ 6.118.653,53), siendo los ajustes aplicados equivalentes a PESOS CUATROCIENTOS NOVENTA Y CUATRO MIL SEISCIENTOS SETENTA Y DOS CON 66/100 ($ 494.672,66); en el caso de la categoría T2 los ahorros alcanzaron los DIECINUEVE MILLONES SETECIENTOS DIECIOCHO MIL SEISCIENTOS CINCUENTA SIETE KILOVATIOS HORA (19.718.657 kWh), los consumos en exceso de la pauta del DIEZ POR CIENTO (10%) fueron de TREINTA Y DOS MILLONES QUINIENTOS MIL SETECIENTOS CATORCE KILOVATIOS HORA (32.500.714 kWh), los cargos en exceso sumaron PESOS CINCO MILLONES CUATROCIENTOS CUARENTA CUATRO MIL TRESCIENTOS OCHENTA Y DOS CON 62/100 ($ 5.444.382,62), y los ajustes fueron de PESOS TRECE MIL CUATROCIENTOS CINCUENTA Y TRES CON 70/100 ($ 13.453,70); los usuarios T3 BT ahorraron DIECISEIS MILLONES CUATROCIENTOS CUARENTA Y SIETE MIL CIENTO CINCO KILOVATIOS HORA (16.447.105 kWh), consumieron en exceso CUARENTA Y SIETE MILLONES TRESCIENTOS OCHENTA Y OCHO MIL SEISCIENTOS SETENTA Y UNO KILOVATIOS HORA (47.388.671 kWh) y se les aplicó cargos por PESOS CINCO MILLONES DOSCIENTOS CINCUENTA Y CINCO MIL OCHOCIENTOS UNO CON 28/100 ($ 5.255.801,28) y ajustes por PESOS SETENTA Y CUATRO MIL SETECIENTOS CUARENTA Y TRES CON 40/100 ($ 74.743,40); los T3 MT ahorraron CATORCE MILLONES QUINIENTOS OCHENTA Y DOS MIL OCHOCIENTOS OCHENTA KILOVATIOS HORA (14.582.880 kWh) consumieron en exceso TREINTA Y UN MILLONES NOVECIENTOS SESENTA Y SIETE MIL OCHOCIENTOS DIECISIETE KILOVATIOS HORA (31.967.817 kWh), afrontaron cargos en exceso por PESOS TRES MILLONES NOVECIENTOS SETENTA Y DOS MIL DOSCIENTOS CINCUENTA CON 32/100 ($ 3.972.250,32) y ajustes por PESOS CIENTO SETENTA Y OCHO MIL OCHOCIENTOS OCHENTA Y CUATRO ($ 178.884,00); en cuanto a los usuarios de peaje, en T2 los ahorros fueron de UN MIL SETECIENTOS CUARENTA Y OCHO KILOVATIOS HORA (1.748 kWh), el consumo en exceso fue de VEINTINUEVE MIL OCHOCIENTOS VEINTINUEVE KILOVATIOS HORA (29.829 kWh) y la penalización alcanzó la suma de PESOS DOCE MIL TRESCIENTOS DIECINUEVE CON 39/100 ($ 12.319,39), en BT los ahorros fueron de QUINIENTOS CUATRO MIL QUINIENTOS CINCUENTA Y CINCO KILOVATIOS HORA (504.555 kWh), el consumo en exceso fue de NOVECIENTOS CUARENTA MIL CUATROCIENTOS TREINTA Y OCHO KILOVATIOS HORA (940.438 kWh), la penalización alcanzó la suma de PESOS DOSCIENTOS TRES MIL TREINTA Y OCHO CON 29/100 ($ 203.038,29) y los ajustes PESOS QUINIENTOS TREINTA Y UN MIL CUATROCIENTOS VEINTIDOS CON 90/100 ($ 531.422,90), mientras que los usuarios en MT ahorraron CUATRO MILLONES NOVECIENTOS SETENTA Y NUEVE MIL SEISCIENTOS SETENTA Y UNO KILOVATIOS HORA (4.979.671 kWh), consumieron en exceso VEINTIUN MILLONES CUATROCIENTOS VEINTISEIS MIL OCHOCIENTOS NOVENTA KILOVATIOS HORA (21.426.890 kWh), se les aplicó cargos en exceso por PESOS TRES MILLONES CIENTO DIECISIETE MIL NOVECIENTOS NOVENTA Y SEIS CON 21/100 ($ 3.117.996,21) y ajustes por PESOS NUEVE MILLONES TRESCIENTOS SESENTA Y OCHO MIL DOSCIENTOS SESENTA CON 78/100 ($ 9.368.260,78).
Que mediante Memorándum AAREE N° 1.042/2014 se ha realizado la verificación de los valores unitarios de las bonificaciones (Kp) correspondientes a los ciclos de facturación con fechas de cierre entre los días 10/10/2013 y el 9/11/2013.
Que se ha emitido Dictamen Legal de acuerdo con lo establecido en el Artículo 7 inciso d) de la Ley de Procedimientos Administrativos N° 19.549.
Que el Directorio del ENTE NACIONAL REGULADOR DE LA ELECTRICIDAD se encuentra facultado para el dictado del presente acto, en virtud de lo dispuesto en el Artículo 6 de la Resolución SE N° 745/2005 y el inciso s) del Artículo 56 de la Ley N° 24.065.
Por ello,
EL DIRECTORIO
DEL ENTE NACIONAL REGULADOR DE LA ELECTRICIDAD
RESUELVE:
ARTICULO 1° — Aprobar con carácter provisorio los valores unitarios de las bonificaciones (Kp) que deberán percibir los usuarios de las empresas Distribuidoras “EDENOR S.A.” y “EDESUR S.A.” durante el período comprendido entre los días 10/12/2013 y 9/01/2014, que figuran como ANEXO I de la presente Resolución, conforme la información presentada con carácter de declaración jurada por las Distribuidoras.
ARTICULO 2° — Informar la evolución del PUREE versión 2005, que figura como Anexo II de la presente Resolución.
ARTICULO 3° — Notifíquese a “EDENOR S.A.”, “EDESUR S.A.” y a la SECRETARIA DE ENERGIA.
ARTICULO 4° — Regístrese, comuníquese, publíquese, dése a la Dirección Nacional del Registro Oficial y archívese. — Ing. MARIO H. DE CASAS, Presidente, Ente Nacional Regulador de la Electricidad. — Ing. LUIS BARLETTA, Vicepresidente, Ente Nacional Regulador de la Electricidad. — Dr. ENRIQUE G. CARDESA, Director.
NdeR: Los Anexos no se publican.

Columna de Opinión: El sistema financiero argentino, de Saravia Frías, Bernardo

Columna de Opinión: El sistema financiero argentino, de  Saravia Frías, BernardoEl sistema financiero argentino

Saravia Frías, Bernardo

I. Introducción. II. La nueva Carta Orgánica del Banco Central. III. Conclusión

I. Introducción

Una época se define por sus visibilidades y sus discursos. Lo que se ve y lo que se habla. (1)

Parte constitutiva del discurso es el derecho. El análisis del corpus de normas que se dictan en un tiempo dado permite entenderlo, aprehender sus características y condiciones más sobresalientes.

Es posible inferir aspectos visibles (obvios) y otros más recónditos, (2) que en el largo plazo (3) resultan los de mayor interés, como el equilibrio entre la legitimidad de las mayorías y el estado de derecho, (4) o el modo en el que se valora la validez de las distintas pretensiones.

Los últimos tiempos de nuestro país se han caracterizado por una frenética actividad legislativa. No es un juicio de valor: simplemente es una evidencia palmaria que se están cambiando pilares normativos fundamentales en distintos ámbitos.

El sistema financiero no ha sido la excepción. La modificación de la Carta Orgánica del Banco Central ha sido un punto de inflexión, que marca el nuevo rumbo que se le pretende dar a la actividad bancaria.

El propósito de este trabajo es realizar un análisis crítico de la dinámica jurídica del sistema bancario argentino desde la novel Carta Orgánica del Banco Central, identificar sus cambios más destacables, valorarlos y reflexionar a futuro.

II. La nueva Carta Orgánica del Banco Central

La ley 26.739 que enmienda la Carta Orgánica del Banco Central impone varios cambios formales y unos pocos sustanciales pero de alcance mayúsculo.

II.1 Los cambios de superficie

Los primeros son más bien de carácter burocrático y tienen que ver con la estructura interna del Banco Central y el proceso de toma de decisiones de su directorio.

Es así como la Superintendencia, principal encargada de supervisar el desempeño de las entidades financieras, pierde su carácter de órgano desconcentrado y pasa a reportar directamente al presidente del Banco Central. (5) Se politiza, al restarle autonomía, un organismo con funciones técnicas y de alta calidad profesional.

El presidente del Banco Central se encuentra ahora facultado para resolver asuntos reservados al directorio en consulta con el vicepresidente o “en caso de ausencia, impedimento o vacancia del vicepresidente, con dos directores…” (6) Este cambio parece encontrar su fuente en la conflictiva salida del anterior presidente del Banco Central, cuando se intentó por una vía excusada hacerse de las reservas, que se encontró con la negativa pertinaz y decididamente oportunista de su entonces máxima autoridad.

Cambios de superficie que dan lugar a mayor concentración de poder, aumentando el riesgo de la arbitrariedad.

II.2 Los cambios de fondo

Los cambios de fondo evidencian un giro copernicano en la función que se aspira que cumpla el órgano rector bancario.

II.2.1 La nueva misión del Banco Central

La historia del Banco Central ha sido larga y conflictiva, signada por el manejo que realizó de la moneda a instancias de políticas instruidas por el Poder Ejecutivo, diluyendo atribuciones constitucionales propias del Congreso. (7)

El artículo 75 inciso 19 ordena al Congreso proveer lo conducente para “preservar el valor de la moneda”. Este mandato incluido en la nueva cláusula para el progreso, el bienestar y la justicia social, encuentra su fuente en el Preámbulo y debe leerse junto con el inciso 11, que estatuye que es función del Congreso “hacer sellar la moneda, fijar su valor y el de las extranjeras…”

De la conjunción de ambas normas se puede inferir que no le está vedado al órgano legislativo modificar una política económica, financiera, cambiaria o monetaria pero sí le queda prohibido alterar “de un modo encubierto el significado económico de la moneda”, “sea que esa disminución encubierta de su valor se realice a través de la impresión descontrolada del papel que la representa, sea por el endeudamiento exagerado del erario público, sea por la liquidación de los activos que la sustentan o cualquier otra circunstancia semejante.” (8)

La ley 26.739 que enmienda la Carta Orgánica del Banco Central reemplaza la “preservación de la moneda” como su misión primaria y fundamental, por una finalidad más amplia y ambigua compuesta por “promover, en la medida de sus facultades y en el marco de las políticas establecidas por el Gobierno Nacional, la estabilidad monetaria, la estabilidad financiera, el empleo y el desarrollo económico con equidad social.” (9)

La incógnita que surge es si el nuevo “mandato múltiple”, destinado a reconocer “la importancia de la interacción equilibrada entre lo real y lo financiero para profundizar los logros alcanzados”, se opone a la Carta Fundamental.

No puede perderse de vista que el Banco Central es creado por el Congreso y se le delega una función propia de éste que es la “preservación del valor de la moneda.” ¿Puede una ley sin violar la Constitución agregar fines tan vaporosos, eliminando el objetivo plasmado expresamente en el artículo 75 inciso 19?

Por más esfuerzo discursivo que se intente, pareciera que la respuesta sólo puede ser negativa.

II.2.2 El uso de las reservas

La segunda modificación de fondo tiene que ver con el destino que se le puede dar a las reservas.

El nuevo artículo 20 deja de lado la limitación por la que sólo se podía financiar a través de la compra a valores de mercado de títulos negociables emitidos por la Tesorería General de la Nación, y es reemplazada por un mecanismo de adelantos transitorios que toman como referencia la base monetaria, constituida por el circulante más los depósitos a la vista de las entidades financieras.

Bajo el nuevo esquema de financiamiento al gobierno nacional que dispone la ley, el Banco Central puede: i) realizar adelantos transitorios al gobierno nacional de hasta el 12% de la base monetaria; ii) además, adelantos hasta una cantidad que no supere el 10% de los recursos en efectivo obtenidos por el gobierno nacional en los últimos 12 meses y, iii) “con carácter excepcional” y con el nebuloso parámetro de “si la situación o las perspectivas de la economía nacional o internacional así lo justificara”, más adelantos transitorios por una suma adicional equivalente como máximo, al 10% de los recursos en efectivo que el gobierno nacional haya obtenido en los últimos 12 meses. Esta facultad extraordinaria sólo puede ejercerse durante un plazo máximo de 18 meses.

En consonancia con este esquema de “financiamiento directo” del Banco Central al gobierno nacional, se deroga el artículo 4° de la Ley de Convertibilidad que exigía que en todo momento, las reservas de libre disponibilidad del Banco Central fueran iguales a por lo menos el cien por ciento de la base monetaria.

De acuerdo a la nueva ley, el directorio determina el nivel de reservas para la ejecución de la política cambiaria, con el único parámetro de la “evolución de las cuentas externas”.

Lo que a su criterio sea excedente, pasaría a conformar “reservas de libre disponibilidad”. Remata autorizando que esas reservas sean eventualmente aplicadas al pago de obligaciones con organismos financieros internacionales.

Desde que ocurrió este cambio, el financiamiento por el Banco Central al gobierno nacional creció pletóricamente. Se espera que la emisión monetaria por asistencia del Banco Central al Tesoro sea de alrededor de 90 mil millones de pesos en el segundo semestre del año, exactamente el doble que el mismo semestre del año anterior. (10)

Específicamente en cuanto a las reservas, la estrategia que se implementó desde la enmienda a la Carta Orgánica de pagar deuda con reservas ha provocado una caída de 6.200 millones de dólares en lo que va del año 2013. (11)

II.2.3 El nuevo “perímetro” regulatorio

Con una defectuosa técnica legislativa se amplían sustancialmente las facultades del Banco Central.

Así, podrá regular: “toda otra actividad que guarde relación con la actividad financiera y cambiaria”, (12) lo que trae a colación la reciente reforma al Código Penal, en particular el delito conocido como “intermediación financiera sin autorización”, más todavía si se toma en cuenta que entre las nuevas atribuciones del directorio del Banco, está aquella de extender “la aplicación de la Ley de Entidades Financieras a personas no comprendidas dentro de ella cuando así lo aconsejen el volumen de sus operaciones o razones de política monetaria, cambiara y crediticia”. (13)

El Banco Central (y su directorio, en particular, su presidente) tiene con esta disposición una amplia competencia que se ve reforzada por los “objetivos múltiples” que le han sido encomendados.

Con el único parámetro de “sus operaciones” o “razones de política monetaria, cambiaria y crediticia”, cualquier persona será pasible de la aplicación de la Ley de Entidades Financieras. No sólo deberán tomarse en cuenta las sanciones contempladas en esa norma, sino también, por ejemplo, la Ley Penal Cambiaria, con sus responsabilidades criminales.

II.2.4 La dirección del crédito

La Carta Orgánica confiere al Banco Central nuevas herramientas para manejar el destino de los créditos que otorgan las entidades financieras. No sólo queda facultado para regular la cantidad de dinero, sino también “regular y orientar el crédito y las tasas de interés”. (14)

En consonancia, el directorio del Banco puede “regular las condiciones del crédito, en términos de plazos, tasas de interés, comisiones y cargos de cualquier naturaleza, así como orientar su destino por medio de exigencias de reservas, encajes diferenciales u otros medios apropiados”. (15)

La primera manifestación de importancia en cuanto a la mayor injerencia del Banco Central en el manejo de las operaciones activas de los bancos quedó en evidencia con la “Línea de créditos para la inversión productiva” impuesta en junio de 2012 y ampliada en diciembre de ese año. (16)

Detrás de ese rótulo se esconde un esquema que obliga a los bancos cuyo importe de depósitos sea igual o superior al 1% del total de los depósitos del sistema financiero, a dar préstamos por un monto equivalente al 5% de sus depósitos, con plazos, moneda y tasa máxima preestablecidos (i.e. 36 meses, pesos y 15% anual fija respectivamente).

El 50% de los préstamos debe ser otorgado a pequeñas y medianas empresas, disposición que parece desconocer que prestar para los bancos es a fin de cuentas un negocio, y que más allá de los fines loables en los que un gobierno puede estar empeñado, muchas veces los buenos deseos basados en criterios reñidos con la realidad económica se traducen en malas políticas. (17)

La segunda evidencia es el límite que se impuso a las comisiones que pueden cobrar los bancos en las operaciones de crédito, (18) de reciente dictado.

II.2.5 Las “nuevas” reservas de los bancos

Bajo la Carta Orgánica anterior, el Banco Central estaba impedido de exigir “la constitución de otro tipo de depósitos indisponibles o inmovilizaciones a las entidades financieras”, aparte de las reservas a las que estaban obligadas por sus depósitos u otros pasivos. Esa restricción fue eliminada de cuajo.

Ante la ausencia de ese valladar, el Banco Central puede ahora exigir a las entidades financieras la constitución de nuevos depósitos indisponibles o inmovilizaciones sin ningún límite.

Se agrega que “atendiendo a circunstancias generales, el Banco Central de la República Argentina podrá disponer que la integración de los requisitos de reserva se realice parcialmente con títulos públicos valuados a precios de mercado”. (19)

Da qué pensar la nueva capacidad de exigir la constitución de reservas adicionales sin ningún límite si se toman en cuenta el régimen de financiamiento directo al gobierno nacional, los objetivos múltiples y la nueva facultad de dirigir el crédito.

La mayor preocupación inmediata en este aspecto de las entidades financieras está asociada con la ley 26.860, eufemísticamente intitulada “Exteriorización voluntaria de la tenencia de moneda extranjera en el país y en el exterior”, más conocida como nueva ley de blanqueo.

En apretada síntesis, crea dos instrumentos de deuda a ser emitidos por el Ministerio de Economía y Finanzas, y un pseudo título, con ribetes de cuasimoneda, a ser emitido por el Banco Central.

Contra la adquisición de cualquiera de esos títulos es posible blanquear dineros ilegítimos.

Respecto de los dos primeros instrumentos y a raíz de la escasa adhesión a esta ley, se ha estado promoviendo su adquisición por parte de entidades financieras, rememorando el “bono patriótico” de tiempos no tan lejanos.

El límite que exigen las relaciones técnicas en cuanto a deuda soberana que los bancos pueden tener en su cartera (incluyendo principalmente como reserva de pasivos) podría verse fácilmente franqueado con la aplicación del artículo 28 in fine de la nueva Carta Orgánica.

Son conocidas las consecuencias de estos relajamientos.

Capítulo aparte merece el rol de las entidades financieras en la ley de blanqueo. Son las máximas responsables del control del procedimiento.

La pena ante el error o el incumplimiento no solo da lugar a la aplicación del artículo 41 de la ley de entidades financieras (apercibimiento, multa, inhabilitación, o revocación de la autorización para funcionar); lo más grave es que el BCRA dispuso que “son responsables patrimonialmente por los perjuicios que ocasione su mal desempeño en el cumplimiento de sus obligaciones relacionadas con los CEDIN.”

En definitiva, se les impone la carga de implementar y controlar el procedimiento, sin remuneración de ninguna índole y asumiendo el máximo de responsabilidad.

Se acentúa una tendencia que se mostró con el control del sistema de ingreso y egreso de divisas y la amenaza de la ley penal cambiaria, y tomó nuevo impulso con la responsabilidad en el seguimiento del régimen para la compra y venta de moneda extranjera.

El Estado delega en los bancos los deberes de supervisión y los hace responsables solidarios de cualquier incumplimiento.

III. Conclusión

La nueva Carta Orgánica del Banco Central representa un punto de inflexión para el sistema financiero argentino.

Detrás del murmullo del discurso se puede inferir una nueva dinámica que se ha ido delineando normativamente.

Un Banco Central con un “perímetro regulatorio” más amplio está mostrando su injerencia en la actividad de los bancos. Regula el crédito, las tasas y las comisiones.

El margen de maniobra en el manejo del negocio de las entidades es cada vez menor. Se les indica a quién prestar, cómo prestar, y cuánto prestar.

Al mismo tiempo están obligados a ser partícipes de un control de la cotidianidad cada vez más acentuado por parte del gobierno a sus administrados: los bancos son los que supervisan por su cuenta y orden quién y cuánta moneda extranjera se compra; quién y cuándo se ingresan las divisas de las exportaciones; quién y cómo se pagan las importaciones; quién, cómo y cuánto dinero no declarado se blanquea, y un largo etcétera.

Las facultades del ente rector bancario para disponer de las reservas han servido para financiar al gobierno nacional. Los efectos tienen la doble cara de Jano: mayor habilidad para proveer de liquidez a la economía pero una inflación creciente. Baja del endeudamiento foráneo pero marcada pérdida de reservas.

No es un modelo novedoso en la historia argentina. Son conocidos sus virtudes pero sobre todo sus defectos.

NOTAS AL PIE:
(1) Ver FOUCAULT, Michel, “Historia de la locura en la época clásica”, FCE, Buenos Aires, 2003; FOUCAULT, Michel, “Vigilar y Castigar”, Siglo XXI, Buenos Aires, 2002; FOUCAULT, Michel, “Las palabras y las cosas. Una arqueología de las ciencias humanas”, Planeta-Agostini, Barcelona, 1984; Michel FOUCAULT, “La arqueología del saber”, Siglo XXI, España, 1999, y DELEUZE, Gilles, “El saber. Curso sobre Foucault”, Cactus, Buenos Aires, 2013.

(2) Maurice MERLEAU-PONTY, “Lo visible y lo invisible”, Nueva Visión, Buenos Aires, 2010.

(3) El historiador Braudel fue el primero en distinguir entre tres tipos de duraciones: cortas, medias y largas. Las tres coexisten, unas con otras.

(4) Ver SCHMITT, Carl, “Legality and legitimacy”, Duke University Press, 2004.

(5) Artículos, 10 e, 44 y 47.

(6) Artículo 11.

(7) GELLI, María Angélica, “Constitución de la Nación Argentina” 3ra edición actualizada, La Ley, 2006 p. 656.

(8) EGUES, Alberto J., “La constitución y el valor de la moneda”, Suplemento Especial de La Ley sobre “Tutela constitucional de los depósitos bancarios” (Estudios sobre el fallo “Provincia de San Luis”), Abril 2003. BIDART CAMPOS, op. cit., p. 50. Este criterio había sido expuesto por la Corte Suprema en el fallo “Provincia de San Luis”.

(9) Artículo 3.

(10) Informe Semanal 29 de Julio 2013, EconViews, Economía y Finanzas.

(11) Informe Semanal 5 de Agosto 2013, EconViews, Economía y Finanzas.

(12) Artículo 4 inciso g).

(13) Artículo 14 inciso v).

(14) Artículo 4 inciso b).

(15) Artículo 14 r).

(16) Ver Comunicaciones “A” 5319 y “A” 5380 del Banco Central.

(17) Ver “Schumpeter, “Crazy Diamonds”, en la edición del 20 de Julio 2013 del Semanario The Economist”. Allí se analizan los errores de política económica en lo que varios países han incurrido en la obsesión por crear “enclaves tecnológicos” y favorecer las pequeñas y medianas empresas.

(18) Ver Comunicación “A” 5460.

(19) Artículo 28 in fine.