Doctrina del día: Adopción del concepto de país no cooperadorAutor: Januszewski, Karina
Publicado en: IMP 2013-10, 10

1. Introducción
A través del Decreto Nº 589/2013 se sustituye el séptimo artículo incorporado sin número a continuación del 21º de la reglamentación de la Ley de Impuesto a las Ganancias, estableciéndose que toda referencia efectuada a “países de baja o nula tributación” deberá entenderse efectuada a países no considerados “cooperadores a los fines de la transparencia fiscal”.
Así, la legislación va a identificar a través de una “lista blanca” a los países confiables, en lugar de la “lista negra” con la que se venía legislando.
La norma establece en sus considerandos que la modificación apunta en la necesidad de llevar a la práctica políticas estructurales contra los paraísos fiscales y promover la eficiencia en el intercambio de información. Por otra parte, nuestro país adhirió a la Convención de Asistencia Administrativa Mutua en Materia Fiscal impulsada por la Organización para la cooperación y desarrollo Económicos (OCDE).
En el presente trabajo se desarrollan los conceptos involucrados en el decreto a fin de poder comprender el marco internacional al cual responde la misma, la importancia de las listas, y se esboza las implicancias tributarias de operar con paraísos fiscales ahora llamados no cooperadores de la transparencia fiscal.
2. Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE)
La OCDE es una organización de cooperación internacional, fundada en el año 1960. Conocida como el “club de los países ricos”, sus objetivos son los siguientes:
— Coordinación de las políticas económicas para la expansión y el progreso del nivel de vida de los países miembros manteniendo la estabilidad financiera;
— Ayuda a los países subdesarrollados;
— Fomento de acciones específicas en campos tales como la enseñanza, la tecnología, la mano de obra, la agricultura, etc.
3. Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI)
Fue creado en la cumbre que el grupo de los siete países más desarrollados (llamado G-7) celebró en París en julio de 1989, para luchar contra el lavado de activos procedentes del narcotráfico.
La propuesta de su creación fue hecha por Francia y aprobada por consenso con el objeto de “crear una cédula de acción financiera” que permita coordinar las medidas de lucha contra el lavado de dinero proveniente del narcotráfico en campos judiciales e incluso legislativos, y poner en común los medios concertados.
La necesidad de abarcar todos los aspectos relevantes de la lucha contra el lavado de activos se refleja en el conjunto de las 40 recomendaciones (originalmente redactadas en 1990) que el GAFI ha decidido aplicar y cuya adopción se promueve en todos los países. En 1996 las 40 recomendaciones fueron revisadas a fin de absorber los cambios y experiencias de los años pasados en materia de lavado de activos y constituyen los estándares internacionales en materia de lucha contra las amenazas a la integridad del sistema financiero y la seguridad mundial.
Los países miembros del GAFI se comprometen a aceptar la disciplina de estar sujetos a una vigilancia multilateral y a evaluaciones mutuas.
4. Definición de paraíso fiscal
A partir de las evaluaciones realizadas por el GAFI y además de las recomendaciones, se elaboran listas de países que actúan como paraísos fiscales o con mayor o menor predisposición para colaborar en la represión o prevención del lavado de dinero y más tarde del financiamiento del terrorismo.
Los paraísos fiscales son también llamados países de baja o nula tributación, donde se aplican una baja o nula tasa de impuesto sobre todas o algunas categorías de ingreso. Por otra parte, poseen una falta de intercambio de información, o constituyen centros financieros off-shore o bancas de ultramar que permiten transferencias de manera de garantizar el anonimato de los titulares y ostentan casi por definición, una situación interna estable desde lo político que brinde las necesarias garantías para los dueños de los fondos.
Si bien existen motivos para la utilización de entidades en paraísos fiscales (protección de activos, secreto bancario, etc.), también estos países son utilizados con frecuencia para canalizar fondos provenientes de actividades ilícitas (lavado de dinero, sobornos, etc.), o bien con el ánimo de ocultar ingresos y/o patrimonios para fines fiscales. De allí que usualmente se tienda un manto de sospechas sobre las entidades ubicadas en estos sitios.
Las inversiones en estos países son desalentadas por la OCDE y el GAFI, pero su crecimiento no se ha detenido.
5. Tipo de listas
Se han elaborado listados que fueron evaluados y depurados para que se publiquen dos listas de países que presentan diferentes niveles de riesgo en materia de lavado de activos y financiamiento de terrorismo, según el siguiente detalle:
* Países que presentan deficiencias estratégicas en el sistema implementado para combatir el lavado de dinero y financiamiento del terrorismo especialmente señalados por el GAFI para que las jurisdicciones apliquen contramedidas para proteger el sistema financiero internacional contra el blanqueo de capitales en curso y la financiación del terrorismo por los riesgos que emanan de la jurisdicción.
* Países con deficiencias estratégicas en el sistema implementado para combatir el lavado de dinero y financiamiento del terrorismo y han desarrollado un plan de acción con el GAFI para entrenarlas habiéndose comprometido por escrito a su cumplimiento por parte del más alto nivel político.
Así encontramos:
Listas negras, que identifican a los paraísos. Estas a su vez pueden ser abiertas, o cerradas depende la descripción taxativa de la misma.
Listas blancas, que identifican a los no paraísos.
Listas grises, que identifican a países que no son paraísos, salvo que usen ciertos tipos de entidades o regímenes de privilegios.
6. Adopción del listado por parte de la Argentina
Con el Decreto Nº 1.037/00 (1), la República Argentina ha establecido una nómina cerrada y taxativa de jurisdicciones a las que ha calificado de baja o nula tributación.
La enumeración comprende 88 jurisdicciones, que se incorporan a la reglamentación del impuesto a las ganancias a través del séptimo artículo a continuación del artículo 21º.
El Decreto aclara expresamente que esta lista se aplicará a todos los efectos previstos en la ley del impuesto a las ganancias y en su reglamento. Por consiguiente, las transacciones realizadas por entidades residentes en el país con personas físicas o jurídicas domiciliadas, constituidas o ubicadas en este ámbito espacial no se considerarán ajustadas a las prácticas o a los precios normales de mercado entre partes independientes (precios de transferencia: artículo 15º de la ley, segundo párrafo), y también servirán para definir el momento de imputación de las rentas pasivas de los accionistas si éstas fuesen las jurisdicciones donde se encuentran constituidas o radicadas dichas sociedades, según lo establece su artículo 133. Todos estos conceptos que luego se desarrollarán en el presente trabajo.
Asimismo, se excluirá de la lista elaborada a aquellos países, dominios, jurisdicciones, territorios o Estados asociados que establezcan la vigencia de un acuerdo de intercambio de información suscripto con la República Argentina o, en su caso, que establezcan en su legislación interna modificaciones en el impuesto a la renta, con el fin de adecuarlo a los parámetros internacionales en esa materia que le hagan perder la característica de país de baja o nula tributación.
Posteriormente, a través del Decreto Nº 115/2003 (2), se modifica la nómina de jurisdicciones. Se ajusta la inclusión del “Gran Ducado de Luxemburgo”, limitándolo exclusivamente a las sociedades holding del mismo. Asimismo, se elimina del listado a “Nevis”.
Luego en el año 2003, con el dictado de la Ley Nº 25.784 (3) se introdujeron importantes modificaciones en la Ley de impuesto a las ganancias, entre ellas las relativas a las disposiciones de precios de transferencia. A fin de receptar las modificaciones que habían sido introducidas por dicha norma, se dicta el Decreto Nº 916/2004 (4), por medio del cual se adecuan las disposiciones del reglamento del impuesto a las ganancias.
Particularmente en el tema que nos ocupa, el Decreto acota el alcance de la disposición prevista en el último párrafo del séptimo artículo incorporado a continuación del artículo 21º, previendo que la exclusión a la lista sólo operará en la medida en que establezcan la vigencia de un acuerdo de intercambio de información suscripto con la Argentina, y además dichos países, dominios, jurisdicciones, territorios o Estados asociados no puedan alegar secreto bancario, bursátil, o de otro tipo, ante el pedido de información de la Administración Federal de Ingresos Públicos por aplicación de sus normas internas.
7. Nuevo escenario mundial
7.1. Convención de Asistencia Administrativa Mutua en Materia Fiscal
La Convención de Asistencia Administrativa Mutua es un acuerdo multilateral de intercambio amplio de información de asistencia administrativa y de cooperación, abarcando a una red extensa de países con vistas a luchar contra la evasión y la elusión fiscal, logrando de esa manera el ahorro de esfuerzo que implicaría la negociación en forma bilateral.
El objeto de este acuerdo es promover la cooperación internacional en materia tributaria mediante el intercambio de información. Representa una herramienta fundamental en el marco de las políticas de transparencia fiscal y comercial a nivel internacional.
La Convención fue elaborada por la OCDE y el Consejo de Europa en 1988, actualizada y ampliada mediante el Protocolo del año 2010 suscripto el 27 de mayo de 2010 y que entró en vigencia el 01/06/2011, luego de la ratificación por parte de cinco países miembros. La Convención modificada permite que países no miembros de ninguno de los organismos internacionales puedan adherir a ella, en línea con el mandato del G-20 de crear un ámbito de cooperación internacional a través de instrumentos multilaterales de intercambio de información. La decisión de invitar o no a un país candidato será tomada por consenso entre los estados parte de la Convención.
7.2. Los países no cooperadores
El término “país no cooperador a los fines de la transparencia fiscal” deriva del GAFI/FATF quien, en el mes de febrero de 2013 ha emitido un comunicado público en el cual lista los países o territorios no cooperadores, los países que ostentan deficiencias estructurales graves en sus sistemas legales, judiciales y administrativos para la prevención, detección y combate del lavado de activos, y países que están haciendo progresos a pesar de la detección de tales deficiencias.
8. Postura de la República Argentina
Luego de cumplir el proceso respectivo, la República Argentina adhirió a la Convención de Asistencia Administrativa Mutua en Materia Fiscal el 3 de noviembre del 2011 en el marco del octavo encuentro del G-20 en Cannes, Francia. El respectivo instrumento de ratificación fue depositado el 13 de septiembre de 2012. La Convención entró en vigor para la Argentina el 1° de enero de 2013 y de esta manera nuestro país puede contar con la información tributaria de países con los que actualmente no se tiene acuerdos bilaterales.
Por consiguiente, la Argentina podrá intercambiar información con todos aquellos países para quienes se encuentre vigente el Convenio según el texto modificado en 2010.
El Gobierno de la República Argentina declaró además que los impuestos a los cuales la Convención sería aplicable son los siguientes:
* Impuesto a las ganancias.
* Aportes y contribuciones de la seguridad social.
* Impuesto sobre los bienes personales.
* Impuesto al valor agregado.
* Impuesto sobre los combustibles líquidos.
* Impuestos internos ley 24.674.
* Impuestos sobre los seguros y otros bienes ley 3764.
* Impuesto a la ganancia mínima presunta.
* Impuesto a la transferencia de inmuebles.
* Impuestos sobre los débitos y créditos en transacciones financieras ley 25.413.
* Régimen Simplificado para Pequeños Contribuyentes (monotributo).
También se declara que la autoridad competente es la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP).
9. Consecuencias de la Transparencia Fiscal Internacional
El Decreto Nº 589/2013 (5), sustituye el séptimo artículo sin numero incorporado a continuación del Decreto Nº 1037/2013 cambiando toda referencia efectuada a “países de baja o nula tributación”, para así adoptar el término de países no considerados “cooperadores a los fines de la transparencia fiscal”.
A tal efecto, los define como “países, dominios, jurisdicciones, territorios, estados asociados o regímenes tributarios especiales cooperadores a los fines de la transparencia fiscal, aquellos que suscriban con el Gobierno de la Argentina un acuerdo de intercambio de información en materia tributaria o un convenio para evitar la doble imposición internacional con cláusula de intercambio de información amplio, siempre que se cumplimente el efectivo intercambio de información”.
10. Condiciones para ser cooperador
* Que se cumplimente el efectivo intercambio de información. Para ello, la AFIP reglamentará los supuestos alcanzados y efectuará el análisis y evaluación de cumplimiento.
* Que los acuerdos o convenios cumplan en lo posible con los estándares internacionales de transparencia adoptados por el Foro Global sobre Transparencia e Intercambio de información en Materia Fiscal, de forma tal que por aplicación de las normas internas de los respectivos países, dominios, jurisdicciones, territorios, estados asociados o regímenes tributarios especiales con los cuales ellos se suscriban, no pueda alegarse secreto bancario, bursátil o de otro tipo, ante pedidos concretos de información que les realice la República Argentina.
* También se reconoce la calidad de cooperador si se iniciaron las negociaciones para suscribir acuerdos de intercambio de información en materia tributaria o un convenio para evitar la doble imposición internacional con cláusula de intercambio de información amplio.
* Se pierde la condición de cooperador si:
El acuerdo o convenio se denuncia,
Se deja de tener aplicación por cualquier causal de nulidad o terminación,
Se verifica la falta de intercambio efectivo de información.
11. Características del nuevo listado
Es una “lista blanca”
No es taxativo, será modificado a criterio de la AFIP, quien elaborará el listado publicándolo en su sitio web debiendo mantenerlo actualizado.
12. Vigencia y aplicación
Si bien la vigencia es a partir del 30/05/2023, fecha de publicación del Decreto en el boletín Oficial, su aplicación será a partir del día en que la AFIP difunda la nómina de países, estados o territorios considerados cooperadores a los fines de la transparencia fiscal.
Mientras ese listado no se emita, deberá continuarse utilizando el listado previsto por el Decreto Nº 1.037/00. Debe prestarse especial atención a esto ya que, como veremos en el siguiente punto, su aplicación impacta en distintos gravámenes.
13. Utilización del listado en la legislación tributaria Argentina
A continuación se repasan las consecuencias que en materia tributaria le acarrea a los sujetos residentes en el país, el operar con países que se encuentren en el listado de países de baja o nula tributación, y que a partir del Decreto Nº 589/13 seguramente sería de aplicación para los países no cooperadores.
* Impuesto a las Ganancias
* Precio de Transferencia
Artículo 15º: “cuando por la clase de operaciones o por las modalidades de organización de las empresas, no puedan establecerse con exactitud las ganancias de fuente argentina, la Administración Federal de Ingresos Públicos, entidad autárquica en el ámbito del Ministerio de Economía y Obras y Servicios Públicos, podrá determinar la ganancia neta sujeta al gravamen a través de promedios, índices o coeficientes que a tal fin establezca con base en resultados obtenidos por empresas independientes dedicadas a actividades de iguales o similares características.
Las transacciones que establecimientos estables domiciliados o ubicados en el país o sociedades comprendidas en los incisos a) y b) y los fideicomisos previstos en el inciso agregado a continuación del inciso d) del primer párrafo artículo 49, respectivamente, realicen con personas físicas o jurídicas domiciliadas, constituidas o ubicadas en los países de baja o nula tributación que, de manera taxativa, indique la reglamentación, no serán consideradas ajustadas a las prácticas o a los precios normales de mercado entre partes independientes….”.
El artículo indica que aquellas operaciones que conciertan les empresas, quedan sometidas a las reglas de precios de transferencia debiendo justificarse transacción por transacción de acuerdo con los métodos previstos por dicho régimen y sujetas al cumplimiento de los deberes formales respectivos (presentación de declaración jurada prevista por la RG 1.122/01).
En el mismo sentido que lo expuesto anteriormente, en el caso de exportaciones e importaciones deberá aplicarse las normas de precio de transferencia en los siguientes casos:
Artículo 8º: “…cuando las operaciones a que se refiere el presente artículo fueran realizadas con personas o entidades vinculadas y sus precios y condiciones no se ajusten a las prácticas del mercado entre partes independientes, las mismas deberán ajustarse de conformidad a lo previsto por el artículo 15 de la presente ley.
Asimismo, no se considerarán ajustadas a las prácticas o a los precios normales de mercado entre partes independientes, las operaciones comprendidas en el presente artículo que se realicen con personas físicas o jurídicas domiciliadas, constituidas o ubicadas en países de baja o nula tributación, supuesto en el que deberán aplicarse las normas del citado artículo 15…”.
* Imputación temporal de gastos
Dentro de los cambios que introdujo la Ley Nº 25.784 en el impuesto a las ganancias, se modificó el último párrafo del artículo 18º, quedando redactado de la siguiente forma:
“tratándose de erogaciones efectuadas por empresas locales que resulten ganancias de fuente argentina para personas o entes del extranjero con los que dichas empresas se encuentren vinculadas o para personas o entes ubicados, constituidos, radicados o domiciliados en jurisdicciones de baja o nula tributación, la imputación al balance impositivo sólo podrá efectuarse cuando se paguen o configure alguno de los casos previstos en el párrafo 6 de este artículo o, en su defecto, si alguna de las circunstancias mencionadas se configura dentro del plazo previsto para la presentación de la declaración jurada en la que se haya devengado la respectiva erogación”.
Por consiguiente, la imputación de las erogaciones efectuadas al balance impositivo, por el criterio de lo devengado queda sujeta a la condición de pago dentro del plazo previsto para la presentación de la declaración jurada en la que se haya devengado la respectiva erogación. Caso contrario, se deduce en el ejercicio en que se pague.
* Régimen de transparencia fiscal
El régimen de transparencia fiscal se encuentra regulado, principalmente, en los artículos 133º inciso a), y 135º de la Ley de Impuesto a las Ganancias.
Ambos artículos, sumados los artículos 148º, 149º y 150º de la Ley de Impuesto a las Ganancias y el artículo 6 agregado a continuación del artículo 165º de su Decreto Reglamentario establecen los casos en los cuales el sujeto pasivo del impuesto a las ganancias es el residente argentino y la entidad del exterior sólo determina la renta para asignarla, al cierre del año fiscal o de ejercicio, según corresponda, al sujeto argentino.
A esta distinción entre entidades transparentes y aquellas que no lo son, se agrega el caso de las sociedades por acciones constituidas en jurisdicciones de baja o nula tributación que obtienen rentas pasivas. Por regla general, este tipo de sociedades sería una entidad no transparente, sin embargo, si se cumplen ciertos requisitos, se les aplica el régimen de transparencia.
* Pago a cuenta de impuestos del exterior
El artículo 165º (VIII) 1 incorporado por el Decreto Nº 1.037/00 establece respecto de las disposiciones referidas al cómputo del crédito por los gravámenes análogos efectivamente pagados en el exterior en los que se obtuvieron ganancias, cuando se trate de accionistas residentes en el país de sociedades radicadas en el extranjero. Dicho crédito comprende también a los tributados por estas últimas ya sea en forma directa o indirectamente como consecuencia de su inversión en otra sociedad del exterior.
Por su parte, el artículo 165º (VIII) 2, enuncia los requisitos que deberán acreditarse para poder deducirse como crédito los gravámenes nacionales análogos efectivamente pagados, y el inciso b) no admite el cómputo cuanto se trate de participación indirecta que se encuentre radicada en una jurisdicción categorizada como de baja o nula tributación.
* Dividendos en acciones de sociedades del exterior que participen en sociedades argentinas
Los titulares residentes en el país de acciones de sociedades del exterior que participen en forma directa e indirecta en una sociedad constituida en la República Argentina, considerarán no computables los dividendos distribuidos por la citada sociedad emisora, en la medida en que los mismos estén integrados por ganancias distribuidas por la sociedad argentina, que tributaron el impuesto conforme con lo establecido en el artículo 69º de la ley y, en su caso, con el artículo incorporado a continuación del mismo.
Este tratamiento sólo será de aplicación cuando la sociedad emisora del exterior no se encuentre radicada en una jurisdicción categorizada como de baja o nula tributación.
* Retención a beneficiario del exterior
El artículo 91º de la ley del gravamen establece una retención por los pagos realizados a beneficiarios del exterior, aplicando la tasa del 35% sobre la ganancia neta presunta según el tipo de que se trate. En ese sentido, el artículo 93º se encarga de establecer las presunciones de la ganancia neta sujeta a impuesto, y en el caso particular que nos ocupa, el apartado 2 del inciso c) presupone un 100% de ganancia sujeta a la retención por los intereses o retribuciones pagados por créditos, préstamos o colocaciones de fondos de cualquier origen o naturaleza, obtenidos en el extranjero, “cuando el tomador del crédito, préstamo o fondos sea un sujeto comprendido en el artículo 49º de la presente ley, excluidas las entidades regidas por la Ley Nº 21.526 y sus modificaciones, una persona física o una sucesión indivisa y el acreedor no reúna la condición y el requisito indicados en el segundo párrafo del apartado anterior”.
Ese segundo párrafo del apartado anterior expresa lo siguiente: “también será de aplicación la presunción establecida en este apartado cuando el tomador sea alguno de los restantes sujetos comprendidos en el artículo 49º de la presente ley, una persona física o una sucesión indivisa, en estos casos siempre que el acreedor sea una entidad bancaria o financiera radicada en jurisdicciones no consideradas de nula o baja tributación de acuerdo con las normas de la presente ley y su reglamentación o se trate de jurisdicciones que hayan suscripto con la República Argentina convenios de intercambio de información y además que por aplicación de sus normas internas no pueda alegarse secreto bancario, bursátil o de otro tipo, ante el pedido de información del respectivo fisco. Las entidades financieras comprendidas en este párrafo son las que están bajo supervisión del respectivo banco central u organismo equivalente”.
En consecuencia, por los pagos de intereses a estos beneficiarios del exterior, corresponderá una retención del 35% aplicable sobre el 100% de la ganancia neta.
* Limitación a la deducción de intereses
De conformidad con el inciso a) del artículo 81º de la ley del impuesto a las ganancias, se establece la deducción de los intereses de deudas, como sus respectivas actualizaciones y los gastos originados por la constitución, renovación y cancelación de éstas. Al respecto, siempre que las ganancias provenientes de la actividad desarrollada por el tomador se encuentren gravadas por el impuesto a las ganancias, la única limitación dispuesta por la norma a la deducción de intereses se relaciona con la denominada regla de “capitalización exigua”.
El esquema de deducción presenta las siguientes características:
* Sólo se encuentran sometidos a restricción los intereses de deudas contraídos con sujetos del exterior que tengan control sobre la entidad local, en los términos del artículo incorporado a continuación del 15º de la ley (6), en la proporción correspondiente al monto del pasivo que los origina, existente al cierre del ejercicio, que exceda a dos veces el importe del patrimonio neto a la misma fecha.
* Se excluyen de las restricciones a aquellos intereses de deudas, sujetos a la retención del 35%.
El excedente de intereses que no resulta deducible, recibe el tratamiento de dividendo, lo que trae aparejada la aplicación de la retención del impuesto por pago de dividendos (artículo 69.1 de la ley de impuesto a las ganancias).
Excedidos los parámetros, la deuda se convierte en capital, asimilando tales intereses a dividendos.
* Impuesto al Valor Agregado
* Importación de servicios
La Ley Nº 25.063 (7) modificó la ley del IVA, incorporando el inciso d) al artículo 1º de la misma, mediante el cual creó un hecho imponible denominado “importación de servicios”, comprendiendo las locaciones y prestaciones de servicios —inc. e), artículo 3º de la ley— realizadas en el exterior, cuya utilización o explotación efectiva se lleve a cabo en el país, cuando los prestatarios locales sean sujetos de otros hechos imponibles y revistan la calidad de responsables inscriptos.
Para este tipo de operaciones, cuando se trate de intereses y comisiones de préstamos otorgados por las entidades regidas por la Ley Nº 21.526, la alícuota del impuesto a aplicar será del 10,5% cuando correspondan a préstamos otorgados por entidades bancarias radicadas en países en los que sus bancos centrales u organismos equivalentes hayan adoptado los estándares internacionales de supervisión bancaria establecidos por el Comité de Bancos de Basilea, caso contrario la alícuota será la general (21%).
* Ley de Procedimiento Fiscal
Operaciones Internacionales
Con la Ley Nº 25.795 (8) se reformó la Ley de Procedimiento Fiscal. Entre otros aspectos se le otorgó mayor fuerza a la aplicación de las determinaciones de oficio en base presunta por aplicación de ingresos de fondos de países de baja o nula tributación fiscal, montos de depósitos bancarios en exceso que superen las ventas y/o ingresos, etc.
En eses sentido, la norma incorporó el artículo a continuación del artículo 18º de la Ley Nº 11.683 (t.o. 1998), la presunción que constituyen incrementos patrimoniales no justificados los ingresos de fondos provenientes de países de baja o nula tributación (a que alude el artículo 15º de la Ley de Impuesto a las Ganancias), cualquiera sea su naturaleza, concepto o tipo de operación de que se trate. El importe considerado como incremento patrimonial, con más un 10% en concepto de renta dispuesta o consumida en gastos no deducibles, constituye ganancia neta del ejercicio en que se produzca, a los efectos de la determinación del impuesto a las ganancias, y en su caso, base para estimar las operaciones gravadas omitidas del respectivo ejercicio comercial en los impuestos al valor agregado e internos.
El Fisco podrá considerar como justificados aquellos ingresos de fondos a cuyo respecto el interesado pruebe fehacientemente que se originaron en actividades efectivamente realizadas por el contribuyente o por terceros en dichos países o que provienen de colocaciones de fondos oportunamente declarados.
* Régimen de exteriorización de moneda extranjera
Por último y muy recientemente, el día 3 de junio del corriente año se publica en el Boletín Oficial la Ley Nº 26.860, estableciendo en su Titulo II un régimen de exteriorización voluntaria de la tenencia de moneda extranjera en el país y en el exterior.
La exteriorización comprende:
— La tenencia de moneda extranjera en el país y en el exterior al 30 de abril de 2013, inclusive.
— La tenencia de moneda extranjera en el país y en el exterior que resulte del producido de bienes existentes al 30 de abril de 2013.
Conjuntamente, la Comunicación A (BCRA) Nº 5437 establece las normas cambiarias que serán de aplicación por los ingresos de transferencias del exterior. Los mismos deben corresponder a depósitos al 30/4/2013 “en instituciones bancarias o financieras del exterior sujetas a la supervisión de los bancos centrales u organismos equivalentes de sus respectivos países, o en otras entidades que consoliden sus estados contables con los estados contables de un banco local autorizado a funcionar en la República Argentina”.
La comunicación aclara que dichos fondos del exterior deben provenir de cuentas de instituciones bancarias o financieras del exterior sujetos a las normas de prevención de lavado de dinero y financiamiento al terrorismo basadas en las recomendaciones internacionales y bajo la supervisión del Banco Central u organismos de supervisión equivalentes de los países de origen, o de entidades que consoliden sus estados contables con los estados contables de un banco local autorizado a funcionar en la República Argentina.
Como se puede apreciar, no podría “blanquearse” la moneda extranjera que se encuentre depositado en los paraísos fiscales.
14. Breve conclusión
No resulta muy convincente que en el marco de la transparencia fiscal internacional se dicte por un lado una norma que permita desarticular maniobras de planificación fiscal nociva, llevando a cabo políticas estructurales contra los paraísos fiscales y promover la eficiencia en el intercambio de información, y por el otro se sancione un blanqueo que permita liberar de determinados impuestos la exteriorización de una moneda extranjera a la cual los sujetos que efectúen la exteriorización, no estarán obligados a informar a la AFIP la fecha de compra de las tenencias ni el origen de los fondos con las que fueran adquiridas.
Por lo tanto es lógico pensar que la AFIP no publicará la “lista blanca”, hasta tanto no venza el plazo para presentarse en el blanqueo, el cual sin mediar prorroga estaría aconteciendo el día 30/9/2013.
(1) Este decreto, publicado en el Boletín Oficial el 14/11/00, modifica la reglamentación de la Ley aprobada por el Decreto Nº 1.344/98.
(2) B.O. 23/01/2003.
(3) B.O. 22/10/2003.
(4) B.O. 23/07/2004.
(5) B.O. 30/05/2013.
(6) La vinculación quedará configurada cuando una sociedad, un fideicomiso o un establecimiento estable en el país y personas u otro tipo de entidades o establecimientos (domiciliados, constituidos o ubicados en el exterior) con quienes aquéllos realicen transacciones, estén sujetos de manera directa o indirecta a la dirección o control de las mismas personas físicas o jurídicas o éstas —sea por su participación en el capital, su grado de acreencias, sus influencias o de cualquier otro índole, contractuales o no— tenga poder de decisión para orientar o definir la o las actividades de las mencionadas sociedades, establecimientos u otro tipo de entidades.
(7) B.O. 30/12/1998, con efectos a partir del 1/1/1999.
(8) B.O. 17/11/2003.